Tendencias

Foodtrucks

Este verano, los food trucks se apoderaron de la Costa

Tráilers, camionetas, camiones, colectivos, combis intervenidas donde pueden encontrarse desde fast food hasta platos más sofisticados, cervezas artesanales y comerciales e incluso exclusivamente helados.
En Estados Unidos son una vieja costumbre. En nuestro país, un furor que va in crescendo desde hace dos años en Buenos Aires y otros importantes centros urbanos, y que esta temporada se nota claramente en diferentes lugares de la Costa. Hablamos de los food trucks. Tráilers, camionetas, camiones, colectivos, combis intervenidas y devenidas en restaurantes móviles donde hasta el menú más sofisticado puede realizarse. Atrás quedaron los que eran sólo de hamburguesas o panchos. Desde comidas rápida a sushi, pasando por menúes light o un buen plato mexicano y cervezas. Todo vale.Mar del Plata es testigo de este furor y este verano, por ejemplo, fue sede del festival de food trucks más largo que haya tenido Argentina hasta hoy: el Foodie Fest MDQ. En el actual estadio Arena MDQ, marplatenses y turistas pudieron encontrar hasta el 12 de fe¬brero los más variados platos en atrayentes trucks con estéticas totalmente diferentes. Todo con entrada libre y gratuita.

“Lo que más llamó la atención es lo novedoso y pintoresco de los foods. Están muy bien ploteados, con luces y dibujos. Por ejemplo, tuvimos el Pizza Bus, donde se podía comer adentro del colectivo”, apuntan los organizadores del evento. Y cuentan que Marlon, uno de los trucks que estuvo más cercano al ingreso, pertenece al actor Nicolás Vázquez, quien asistió días atrás con todo su elenco, y en el que la novia de su compañero Benjamín Rojas es una de las chefs.

El predio albergó 25 food trucks con propuestas muy variadas: pizza; hamburguesas; sushi; ceviche; parrilla; comida centroamericana; regional argentina; paella; rabas; cocina mexicana; barra de tragos; y una isla de cervecería Baum en el corazón de Arena Mdq.
Dentro también del Foodie Fest estuvo uno de los foods más tradicionales de la ciudad, y que desde hace tres años es común verlo generalmente en la puerta de la fábrica de Cervecería Antares. Se llama Hamburgo y se especializa en hamburguesas.

El nombre de Hamburgo Drink & Bite tiene que ver con la historia de la hamburguesa, surgida en Hamburgo (Alemania), allá por 1840. “Somos un grupo de jóvenes marplatenses que ofrece seis variedades de hamburguesas y sándwiches que irán rotando entre las miles de combinaciones posibles, y dos variedades de cerveza Antares”, cuenta Gonzalo Gallardo, su propietario. Además, a partir de hoy viernes se podrá el food truck en la fábrica de Antares, en 12 de Octubre 7749, todos los viernes y sábados de 15 a 20.

En Pinamar, en tanto, también hay muestras de este fenómeno. Un point donde se concentran la mayoría de los food trucks es, exactamente, en Pinamar Norte, en el exclusivo centro comercial estilo Cariló ubicado en Avenida del Olimpo y Aquiles. Bajo los pinos, y con lucecitas amarillas que generan una atmósfera muy agradable, las viejas combis Volkswagen se transforman en barras de cervezas artesanales como 1516 (la cervecería que es un éxito en Ca¬riló y en Palermo), o de marcas de cervezas más mainstream como Imperial. También hay comidas al paso con toque de autor, como el foodtruck en el que Santi Giorgi ni suele ofrecer unos sándwiches gourmets como el de salmón o el de albóndigas, acompañados por unas papas del bosque.

Por otra parte, a pocos metros de Ufo Point, Patagonia está presente con un tráiler ubicado en un refugio cervecero, frente al mar, y que funciona todos los días hasta la 1. Ideal para un after diferente, que permite refrescarse con una rica birra frente al mar. Y hablando de combatir el calor, qué mejor que un helado. Y en este rubro también hay opciones. Por ejemplo, La Palitería, un rico helado artesanal en palito, que ofrece la posibilidad de tunearlo a gusto del cliente, está haciendo su primera temporada en la Costa.

Su camioncito estuvo ubicado los primeros días del mes en Sport Beach, el parador ubicado en Libertador y Elios. Y ahora se mudaron a La Escondida, el balneario situado detrás del KU. Otra marca de helado en palito es Yolas, que se ubica en dos lugares: el parador Boutique Club de Mar, en Av. Guerrero y el mar, y también en pleno centro de Pinamar, en Bunge y Del Buen Orden.